Me quiero camperizar un autobús, ¿Qué pasa con el tacógrafo?

Cada vez es más común que nos lleguen consultas para camperizar autobuses y una de las preguntas recurrentes suele ser esta, ¿Qué pasa con el tacógrafo del autobús?

En primer lugar, empecemos explicando que es un tacógrafo y para que sirve.

¿Qué es un tacógrafo?

Un tacógrafo es un dispositivo cuya misión es registrar datos de un vehículo durante su conducción, ya sea este de carga o de pasajeros.

Normalmente, los datos que registra un tacógrafo es la distancia recorrida, la velocidad promedio, la velocidad máxima, las aceleraciones y frenadas bruscas, el tiempo de ralentí, los tiempos de descanso y algunos otros datos.

En sus inicios, estos dispositivos eran analógicos y funcionaban mediante un disco. Actualmente estos dispositivos son todos digitales y han sustituido estos discos por tarjetas inteligentes que constan de un chip en el que se almacenan los datos anteriormente mencionados.

¿Los tacógrafos necesitan revisiones?

La ley indica que estos dispositivos deben ser revisados periódicamente en talleres debidamente autorizados para que se asegure el correcto funcionamiento.

Estos controles se deben realizar cada dos años en los que se revisarán los siguientes elementos:

  • Correcto funcionamiento del tacógrafo
  • Revisión de la presencia de la marca de homologación
  • La placa de instalación
  • La integridad de los precintos
  • La circunferencia efectiva de los neumáticos

¿Y cuando lo convierta en un bus camper?

Al camperizar el autobús, su uso cambiará ya que dejará de estar destinado al transporte de pasajeros y se convertirá en un vehículo vivienda, por lo que dejará de ser necesario el uso del tacógrafo para registrar las horas de conducción y demás datos.

Perfecto, ¿Entonces puedo quitarlo? Lo sentimos pero no, el tacógrafo seguirá siendo necesario a pesar de que no se use para registrar las horas de conducción y demás.

Asesoramiento GRATUITO durante la reforma

Contacta con nosotros, te resolveremos todas tus dudas y te ayudaremos en todo

  • Asesoramiento GRATUITO durante la reforma
  • Precios competitivos
  • Sin problemas en la ITV

Esto es por que a pesar de todo sigue siendo un autobús, lo que hace que lo necesitemos seguir llevando montado para que actúe como limitador de velocidad.

¿Y qué hay de las revisiones del tacógrafo?

De igual manera que si el autobús estuviera funcionando para el transporte de pasajeros, el tacógrafo deberá ser revisado cada dos años en un taller autorizado para asegurar su correcto funcionamiento.

Una vez revisado se nos hará entrega de un certificado de inspección que tendremos que llevar encima para pasar la ITV.

Esperamos que os haya gustado el artículo, cualquier duda no dudéis en contactar con nosotros por nuestras vías habituales, WhatsApp al 633 47 97 93 o al email info@forohomologar.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir WhatsApp
¿En que podemos ayudarte?
¿Necesitas más información para homologar tu vehículo?